jueves, 29 septiembre 2022
- Publicidad -

Unas 1.600 hectáreas afectadas por el incendio de Toledo, que ya está perimetrado

El delegado de la Junta en Toledo, Javier Nicolás, ha informado de los últimos detalles del incendio de la capital regional.

El delegado de la Junta en Toledo, Javier Nicolás, ha estimado en 1.600 hectáreas las que se han visto afectadas hasta ahora por el incendio que se ha producido a las afueras de Toledo, que ya está perimetrado en una amplia zona, aunque ha observado que “aún hay riesgo, está vivo” y por ello el mantener la cautela.

En atención a los periodistas, en el Puesto de Mando Avanzado (PMA), que se ha instalado en el pareje conocido como Cerro de los Palos, a apenas cinco kilómetros de la capital, Nicolás ha detallado que en estos momentos trabajan en el control efectivos de la Guardia Civil, Policía Nacional, bomberos y la Unidad Militar de Emergencia (UME), que se incorporó anoche, junto a efectivos del Infocam, de la Junta de Castilla-La Mancha.

Nicolás
, que ha agradecido a todos estos medios “el gran trabajo que han realizado durante toda esta noche”, ha añadido que trabajan en la actualidad nueve medios aéreos y trece terrestres, más otro ocho de la UME, que ha desplazado cinco máquinas pesadas, y en torno a 150 personas.

“La valoración es que hasta mediodía creemos que el aire estará más calmado que lo estuvo anoche, pero no obstante hay que mantener la precaución” porque, ha especificado, “por la zona este el incendio está totalmente perimetrado con las máquinas, pero no la oeste, por la carretera que va a La Puebla de Montalbán, donde es mucho más difícil, por la orografía, el trabajo con maquinaria pesada, y actúan medios aéreos”.

Ha reseñado, en este punto, que anoche, entre las 22:30 y 23:00 horas, se autorizó el regreso de los vecinos de las urbanizaciones directamente afectadas a sus casas, aunque no dispusieron de luz, y bajo la precaución de que “podía haber rescoldos y que, con el aire, se pudiera reactivar”.

La paciencia de los vecinos

Nicolás, aquí, ha agradecido a los vecinos afectados “su paciencia, porque aguantaron con mucho calor desde las 17:00 horas que se inició el incendio poder volver a sus domicilios en torno a las 23:00 horas, y por su total colaboración”.

En todo caso, ha entendido que las personas de las dos residencias de mayores desalojadas, El Alba y Hogar 2000, de Cáritas, así como una protectora de animales, “es recomendable que no vuelvan hasta que esté totalmente controlado”, toda vez que están “perfectamente reubicados”.

También ha admitido que se confía que a lo largo de esta mañana puedan volver a entrar los camiones de basura en el Ecoparque, una vez que “hay riesgo, hasta que no lo digan los técnicos que sí está controlado, está vivo, y hay que mantener la precaución”, pero ha reconocido que “el viento racheado y variable es menor que el que se vivió anoche”.

El delegado de la Junta ha ampliado que el tráfico por la carretera CM-4000 está restringido al tráfico, que está controlado por efectivos de la Guardia Civil, que “nos da ya una garantía por si hubiera peligro”, pero ya está abierta la de Guadamur, cortada en la tarde de ayer.

Tras negar que se hubiera quemado ninguna casa, y sí setos o paredes que delimitan algunas parcelas, una de ellas que sufrió algunos daños menores materiales, Ángel Nicolás ha concluido que “hay que ser cautelosos”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad