sábado, 3 diciembre 2022
- Publicidad -

La Diputación de Toledo construye una nueva planta para tratar los residuos orgánicos

La Diputación de Toledo está construyendo en el Ecoparque una nueva planta de tratamiento de los residuos orgánicos que se producen en la provincia de Toledo, cuyas obras han visitado este martes el presidente de la Institución provincial, Álvaro Gutiérrez, y el consejero de Desarrollo Sostenible de Castilla-La Macha, José Luis Escudero.

La construcción de la nueva planta de tratamiento de biorresiduo en el Ecoparque de Toledo, ha detallado Álvaro Gutiérrez, “supone una inversión de 5 millones de euros, presupuesto cofinanciado con fondos europeos FEDER que gestiona el Gobierno de Castilla-La Mancha en nuestra región” y por el Consorcio de Servicios Públicos Medioambientales de la Diputación.

Con esta planta puntera “se permitirá la reutilización de los residuos orgánicos biodegradables de origen vegetal y animal que se generan en el ámbito domiciliario y comercial, ya que en ella se obtendrá un compost de calidad, apto para ser aplicado en suelo agrícola”, ha destacado Gutiérrez.

En esta nueva instalación en el Ecoparque de Toledo tendrá una capacidad máxima de tratamiento de 30.000 toneladas al año de biorresiduo y, tal y como ha valorado el presidente provincial, “supone una solución de economía circular al tratamiento y reutilización del biorresiduo que permitirá, además de la obtención de ese compost de máxima calidad, la obtención de biogás valorizable como combustible para uso en vehículos del propio parque y la reducción de gases de efecto invernadero”.

El consejero José Luis Escudero y el presidente de la Diputación, Álvaro Gutiérrez, durante la visita.

El proyecto

La nueva planta de tratamiento de biorresiduo forma parte del proyecto de implantación de la recogida selectiva y tratamiento separado de los residuos en la provincia de Toledo que, además, incluye otras importantes actuaciones como “una campaña de información y sensibilización ciudadana, la instalación de contenedores de recogida de biorresiduo y la adquisición de vehículos”.

Un proyecto que “desarrollamos en colaboración con la Consejería de Desarrollo sostenible que supone una inversión global de 9 millones de euros, de los cuales 6 millones son de fondos FEDER y los 3 restantes aportados por el Consorcio de Servicios Medioambientales de la Diputación de Toledo”, ha explicado Álvaro Gutiérrez.

Junto al consejero de Desarrollo Sostenible y el presidente de la Diputación de Toledo han estado también el viceconsejero de Medio Ambiente, Fernando Marchán; el delegado de la Junta de Comunidades en Toledo, Javier Úbeda y el delegado de Desarrollo Sostenible en la provincia, Tomás Villarubia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad