jueves, 7 julio 2022
- Publicidad -

Núñez quiere convertir a Castilla-La Mancha en “una región de primera”

Manifestaciones durante la reunión de la Junta Directiva del PP-CLM

El presidente del PP de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, ha asegurado este sábado en Albacete que quiere gobernar la comunidad autónoma para convertirla en “una región de “primera” y ha considerado que “ha llegado el momento de que nadie nos ponga límites”.

El Partido Popular “ha venido a servir a los castellanomanchegos”, ha afirmado Núñez, que ha presidido en Albacete la reunión de la Junta Directiva Autonómica del PP de Castilla-La Mancha, en la que ha recalcado que la comunidad autónoma en la que cree “es una tierra de oportunidades, de libertad, una tierra que avanza y que crece y que se apoya en sus gentes”.

Núñez ha afirmado que “el PP es el partido que más se parece a nuestra región”, y ha vaticinado que “vamos a demostrar al conjunto de los castellanomanchegos que la alternativa al socialismo está lista para gobernar”, porque según ha dicho: “Los ciudadanos pueden ser lo que ellos quieran, sin límites, y podemos ser una tierra de primera y de futuro”.

También ha apuntado que cuando falta un año para las elecciones autonómicas y municipales, el Partido Popular “quiere decir alto y claro al conjunto de los castellanomanchegos que Castilla-La Mancha va a ser lo que quiera ser”, ya que ha argumentado que “los ciudadanos no tienen límite “y no vamos a permitir que el socialismo nos lo imponga”.

En este sentido, ha mantenido que después de 40 años de gobierno socialista en la comunidad, Castilla-La Mancha “sigue teniendo los mismos problemas”, porque “sigue estando a la cola de todos los indicadores nacionales”, ha lamentado.

Al respecto, ha puntualizado que “esto no es culpa de los castellanomanchegos porque son gente de primera”, sino que “quizá tenga algo que ver los 40 años de socialismo en nuestra región”, ha señalado Núñez, que ha manifestado: “Esta tierra es de gente emprendedora, dinámica, valiente y trabajadora que se levanta cada mañana para subir la persiana de su negocio”.

Núñez ha reiterado su consideración de que “Castilla-La Mancha “no tiene lintes” y ha advertido que “los castellanomanchegos no vamos a aceptar que ningún dirigente socialista ponga límites a nuestra región”.

A juicio de Núñez: “Ha llegado el momento de escuchar a los ciudadanos, y el PP de Castilla-La Mancha lleva tres años haciéndolo, recorriéndonos cada rincón y me gustaría poder escuchar a los dos millones de castellanomanchegos para saber los problemas que tienen en su día a día”, ha subrayado.

“Es el momento más importante de los últimos tres años”, ha recalcado Núñez, que ha agregado que el PP de Castilla-La Mancha comienza la precampaña de los comicios del próximo año con la intención de “mirar a los ojos” a todos los ciudadanos “y decirles que nuestro partido tiene una clara vocación de gobierno, que hemos venido a ganar las elecciones y a gobernar para ellos”.

“Hemos venido a servir a Castilla-La Mancha”, ha manifestado Núñez, que ha indicido: “Tenemos que ser capaces de alcanzar la confianza mayoritaria y demostrar a los ciudadanos que esta alternativa política que estamos construyendo es clara, sólida y que tiene en mente servir a nuestra tierra”.

Asimismo, ha abogado por explicar a los castellanomanchegos que el PP quiere una región “donde no se paguen cada vez más impuestos ni impuestos nuevos”, y que quiere apostar por el empleo, por los autónomos, por las pymes, por los agricultores y por los ganaderos.

El presidente del PP castellanomanchego ha comentado que “no nos conformamos con que nadie nos diga que somos una tierra de segunda”, y ha explicado: “Creemos en una sanidad regional de calidad, la protección social, en el Tercer Sector, y en una educación de calidad, en libertad, donde se prime el esfuerzo, el mérito y la capacidad”.

Según Núñez, el mundo rural necesita empleo y una apuesta firme por las infraestructuras, ya apuntado: “No nos conformamos con un Gobierno cansado, que está en otras cosas, que no se ocupa de lo importante y que es cobarde”.

En este contexto, ha reprochado al presidente autonómico, Emiliano García- Page, que no ha ido al Palacio de La Moncloa “a pelear por el agua”, y que no se ha “dignado” a entregar al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez el acuerdo del Pacto Regional por el Agua, y ha criticado: “Muchos anuncios, pero no ha ido a decirle que la política fiscal y la situación económica familiar es insostenible”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad